El ministerio de Asuntos Exteriores y Cooperación ha mostrado su rechazo e indignación frente al comportamiento de Guillermo Antonio López Mac-Lellan, Olivier Brochenin y  Susan Stevenson embajadores  de España, Francia y los Estados Unidos de América  acreditados ante el gobierno de la República de Guinea Ecuatorial.

Su titular Simeón Oyono Esono Angue, en una reunión celebrada en la tarde del miércoles 12, en la sede de este departamento ministerial en Malabo II, denunció el hecho de que los embajadores de estos países se desmarquen de sus funciones  e interfieran el proceso judicial interpuesto contra ciertos ciudadanos ecuatoguineanos.   

 Ante el grueso de embajadores en plaza,  Oyono Esono angué denunció la injerencia en los asuntos internos de estas embajadas hacia Guinea Ecuatorial; recalcando al mismo tiempo que el proceso judicial en este país es independiente; pues añadió, la interferencia de otros países  en el mismo en los procesos judiciales ecuatoguineanos no contribuye a la mejora de las relaciones de amistad y cooperación con los países amigos

En presencia del ministro de  Estado encargado de la Seguridad Nacional y del Fiscal General de la Replica Niciolas Obama Nchama y Anatolio Nzang Nguema,  el ministro de Asuntos Exteriores urgió en la necesidad de que los embajadores acreditados en Guinea Ecuatorial no se entrometan en los asuntos internos del país, toda vez que deben respetar el ordenamiento jurídico del Estado y las normas del Derecho internacional.

Esono angué quien calificó de injerencia fragante el comportamiento de estos embajadores, dijo que este hecho viola de manera fragante las normas del Derecho Internacional, la Carta de las Naciones Unidas y la Convención de Viena sobre Relaciones Diplomáticas, 18 de abril de 1961, cuyo artículo 41.1 exige que éstos deberán en todo momento  respetar las leyes y reglamentos del Estado receptor y están obligados a no inmiscuirse en los asuntos internos del mismo.  

Finalmente apeló al diálogo, el consenso y la concertación como las herramientas eficaces para resolver las diferencias y mostró la disponibilidad del gobierno ecuatoguineano, abierto a cooperar con los países amigos en cualquier tipo de sector, siempre y cuando se respete  respetando la normativa internacional