El ministerio de Asuntos Exteriores y Cooperación urge a los departamentos involucrados en el sentido de que pongan en marcha los mecanismos necesarios en la lucha contra el terrorismo en el marco de la Resolución 13 73  del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas.

 Por ello una reunión multisectorial ha tenido lugar en la mañana del viernes 15, en la sede del Ministerio de Asuntos Exteriores y Cooperación, presidida por el Secretario General de esta Departamento Matías NGUEMA MBA MEDJA.

El objetivo del encuentro era urgir a los diferentes departamentos involucrados en el sentido de que pongan en marcha un plan para contrarrestar los efectos del terrorismo en territorio nacional, habida cuenta de la próxima llegada al país de los expertos de las Naciones Unidas, con el fin de conocer los programas implementados por el ejecutivo ecuatoguineano en este ámbito.

Aunque la lucha contra el terrorismo había formado parte de la agenda del sistema de las Naciones Unidas durante decenios, fueron los ataques perpetrados contra los Estados Unidos el 11 de septiembre de 2001 los que impulsaron al Consejo de Seguridad a aprobar la resolución 1373, en la que se establecía la creación, por primera vez, de un  Comité contra el Terrorismo (CCT) 

Cinco años más tarde, la totalidad de los Estados Miembros de la Asamblea General alcanzó un acuerdo sin precedentes sobre el establecimiento de un marco estratégico común para combatir el flagelo del terrorismo: la Estrategia Global de las Naciones Unidas contra el Terrorismo.

La labor del Consejo de Seguridad está orientada a mejorar la capacidad de los Estados Miembros para prevenir actos terroristas y hacer frente a ellos a través de la labor de sus órganos subsidiarios, entre los que se incluyen el Comité contra el Terrorismo, el Comité de Sanciones contra el EIIL (Daesh) y Al-Qaida 1267/1989/2253 y el Comité establecido en virtud de la resolución 1540 sobre la no proliferación de armas nucleares, químicas y biológicas. Dichos Comités reciben apoyo de diversas entidades en el desempeño de sus tareas: el Comité contra el Terrorismo cuenta con la ayuda de su Dirección Ejecutiva (DECT)  para adoptar decisiones de política y llevar a cabo evaluaciones de expertos relativas a los Estados Miembros, mientras que el Comité 1267 basa su labor en las actividades de su Equipo de Vigilancia.